Ir al contenido principal

ESTUDIO SOBRE CONSUMIDORES FRECUENTES EN MONTEVIDEO Marihuana: el 55% fue a trabajar luego de fumar

El 55,4% de los consumidores frecuentes de marihuana (que la fuman más de una vez por semana) dijo haber concurrido a trabajar bajo los efectos de la droga. Según el estudio del Latin American Public Opinion, proyecto, conducido entre otros por las uruguayas Fernanda Boidi y Rosario Queirolo, 36,1% de quienes fueron a trabajar drogados dijeron que su desempeño fue mejor que cuando concurren sobrios y 33,5% dijo que fue peor.


GABRIELA CORTIZAS 
dom mar 15 2015
Fuente: Diario El País

El estudio, que incluye datos de un sondeo realizado entre consumidores frecuentes del área metropolitana de Montevideo, indica también que 62,7% de los consumidores frecuentes fueron a clases bajo la influencia del cannabis. En este caso hay un claro consenso: 63,8% de los consumidores admitió que su desempeño en clase fue peor que cuando no consumen marihuana antes de estudiar.

El estudio se realizó sobre una muestra de consumidores frecuentes porque estos son los más vulnerables a los riesgos que conlleva la marihuana. Se utilizó para reunirlos el método de la "bola de nieve", en donde un grupo de consumidores reclutó al resto.

Según este estudio, existe una baja percepción del riesgo asociado a consumir marihuana y esto queda demostrado con las actividades que los consumidores realizaron bajo el efecto de la marihuana.

Además de trabajar y estudiar, 21,4% de los consumidores frecuentes confesaron haber manejado un auto bajo la influencia de la marihuana y 28% una moto. Esto hoy está penado por ley e incluso se adquirieron nuevos dispositivos para que los inspectores de tránsito analicen a los conductores.

Entre los ciclistas la cifra es mayor: 54% de los consumidores frecuentes dijo haber manejado una bicicleta bajo los efectos del cannabis.

La inmensa mayoría de los consumidores, 98,6%, dijeron haber compartido espacios públicos mientras estaban drogados y 11,2% reconoció haber operado maquinaria pesada bajo los efectos de la sustancia.

Por otro lado, de las mujeres embarazadas que participaron del sondeo, 26,1% admitió haber seguido consumiendo marihuana durante el embarazo. El 98,2% dijo haber disminuido este consumo.
Positivo pero limitado.

El estudio también recabó datos sobre la actitud de los consumidores frecuentes frente a la regulación del mercado de la marihuana que se hizo ley en 2013.

Como era de esperar, 89% dijo estar de acuerdo con la reglamentación. Sin embargo, 19,6% dijo que probablemente no se registre ante el Estado y otro 19,6% dijo que con seguridad no se registrará ni en las farmacias, ni en los clubes de membresía ni en el registro de autocultivadores.

Estos afirmaron que no confían en el registro (28,9), no están de acuerdo con la existencia de un listado de consumidores (18,8%) o no ven la necesidad de cambiar su actual forma de consumo (36,6%).

Los consumidores que afirmaron que se registrarían (31,1% se registrarán y 26,9% probablemente lo harán) dijeron que lo harán para comprar la droga en las farmacias (55,9%). El 30,1% pasará por el registro de autocultivadores y 12,8% participará de alguno de los clubes de membresía.

El estudio también recabó información sobre las primeras experiencias con la marihuana.

La inmensa mayoría de los consumidores frecuentes, 71,24%, dijo haber comenzado a consumir marihuana antes de cumplir los 18 años. La edad promedio de consumo registrada es 17 años. Además, 82,7% de los consultados dijo haber estado con un amigo en ese primer momento de consumo.

La mayoría evaluó esa primera experiencia como positiva (55%) Y uno de casa seis (18,5%) dijo que fue negativa.
Frecuencia y cantidad.

La mayoría de los consumidores frecuentes, 47,1%, dijo consumir hasta tres días a la semana, otro tanto, 45%, dijo consumir entre tres y cinco veces por semana. En tanto, tres de cada diez (19,1%) dijo consumir marihuana todos los días de la semana.

Durante los días de consumo, 26% consumió menos de un gramo, 34,7% dijo consumir un gramo y 26,3% afirmó que consume entre uno y tres gramos al día.

La clara mayoría de los consumidores frecuentes dijo fumar marihuana en forma de cigarrillo: 67% preparado por él mismo y 24,5% por alguien más.

Más allá de esta preferencia, los consumidores dijeron haber consumido marihuana de otras maneras en el último año: 40% en pipa, 15,7% mediante vaporizadores, 26,4% en brownies, tortas o galletitas, 9,4% en bebidas como el mate, milkshakes o daikiris, el 7% dijo haberla consumido en tinturas o preparaciones medicinales y 2,2% en cremas y lociones.

Este estudio es único en sus características y busca realizar un seguimiento de la regulación de la marihuana en Uruguay, pero también en otros países. La politóloga Fernanda Boidi de Insights Research Group y su colega Rosario Queirolo, de la Universidad Católica, son las dos representantes uruguayas de este informe.

Este será presentado la próxima semana por el presidente de la Junta Nacional de Drogas, Milton Romani.
72,2% ACCEDE DE MANERA INFORMAL


El estudio de Latin American Public Opinion Project reveló que 72,2% de los consumidores frecuentes de marihuana acceden a la droga mediante el mercado informal. En tanto, 10,6% autocultiva el cannabis que consume y 17,2% dijo acceder a la droga mediante otras vías. El informe explica que aún existen retos importantes respecto a la política uruguaya de drogas. La mayoría de la población, sintetiza, todavía es escéptica acerca de las repercusiones que tendrá la legalización en el país. La legitimación, agrega, dependerá de los resultados sobre los problemas de seguridad y crimen organizado.
Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Principales tareas de un Técnico Prevencionista

Organizar y dirigir el Servicio de Seguridad e Higiene en el Trabajo de la Empresa y Organismo Público.
·Diagnosticar y evaluar el nivel de Seguridad, Higiene y condiciones de trabajo en la empresa u Organismo Público.
·Impulsar la política de seguridad e higiene en el trabajo que se haya acordado, desarrollando los programas de prevención de accidentes de trabajo y enfermedades profesionales, y de mejora de las condiciones de trabajo establecidas por la empresa, con la ejecución de metas, procedimientos y demás acciones que correspondan en coordinación con los demás servicios técnicos de la empresa y en particular con el servicio de salud en el trabajo cuando éste exista.
·Supervisar el eficaz cumplimiento de códigos y normas reglamentarias que deben aplicarse y en general del programa de prevención de riesgos laborales aprobado, midiendo y evaluando su efectividad proporcionando la información precisa a la comisión de seguridad y salud en el trabajo, y a la dirección del establecimien…

Definiendo medidas correctivas y medidas preventivas.

Las Acciones Correctivas y Preventivas son herramientas muy útiles a disposición de la organización para solucionar problemas.

Acciones Preventivas: Se basan en problemas ficticios que se pueden dar en la organización. En muchos casos, derivan de sugerencias de mejora planteadas por el personal de la organización.

La principal de las diferencias entre estas acciones, se encuentra, a mi juicio, en cuanto a la función específica que desarrolla cada una de ellas:
Acciones Correctivas: Como su propio nombre indica, sirven para corregir un problema real detectado y evitar su repetición. Es decir, la apertura de una Acción Correctiva viene condicionada por la detección de una No Conformidad real previa, ya acaecida en la organización.
Acciones Preventivas: Sirven para prevenir posibles problemas y evitar su probable aparición. Es decir, la apertura de una Acción Preventiva viene condicionada por la detección de una No Conformidad potencial, que aunque todavía no haya ocurrido en la organiz…

¿Cuáles son las ventajas de la seguridad e higiene industrial?

La implementación de programas de seguridad e higiene industrial a objeto de lograr un ambiente seguro en el área de trabajo y que los trabajadores realicen sus labores cotidianas con seguridad y tranquilidad, es parte integral de una buena gestión empresarial. El hecho de implementar programas de seguridad e higiene industrial en los centros de trabajo se justifica por el solo hecho de prevenir los riesgos laborales que puedan causar daños al trabajador. Cuanto más peligrosa sea una determinada operación, mayor debe ser el cuidado y las precauciones que se observen al efectuarla. La prevención de accidentes y la producción eficiente son aspectos complementarios y que van a la par. En ese marco, se puede afirmar que se puede lograr una mayor producción y de mejor calidad, en tanto el ambiente laboral sea el adecuado y brinde la seguridad necesaria al trabajador para desarrollar su trabajo de manera eficiente.

La reducción de los riesgos laborales tiene una repercusión directa en los costo…